Museo del Ferrocarril de Madrid

Actualidad del Museo

El Museo participa en Madrid Otra Mirada


  • El Ayuntamiento de la ciudad pone en marcha por sexto año consecutivo, Madrid Otra Mirada (MOM), una iniciativa diseñada para enseñar a los visitantes los lugares más mágicos de Madrid
  • Museos, teatros, iglesias, parque, jardines, bibliotecas, centros culturales, hoteles, palacios y otros edificios emblemáticos se mostrarán al público a través de 196 actividades como visitas guiadas, conciertos, conferencias, talleres y actividades infantiles
  • El Museo ofrece visitas guiadas gratuitas durante el fin de semana, el sábado 20 y el domingo 21 de octubre

15/10/2018

El Museo del Ferrocarril se suma a la iniciativa cultural Madrid Otra Mirada ofreciendo visitas guiadas gratuitas, especialmente pensadas para esta ocasión, con la estación de Delicias como protagonista. Las visitas se realizarán el sábado 20 y el domingo 21 de octubre a las 11.00, 11.30 y 12.00 horas y los interesados en inscribirse deben hacerlo en www.madrid.es/mom

 

Madrid Otra Mirada

Madrid Otra Mirada (MOM) celebra su sexta edición los próximos días 19, 20 y 21 de octubre abriendo gratuitamente las puertas de 162 lugares de interés patrimonial de la ciudad a madrileños, madrileñas y visitantes, un 50% más que el pasado año, en el que participaron 108 instituciones. En estos espacios tendrán lugar 196 actividades para celebrar la gran fiesta del patrimonio cultural. En 2018, MOM se ha volcado con la candidatura del Paseo del Prado y El Retiro como Paisaje Cultural Patrimonio Mundial de la UNESCO: 29 entidades localizadas en este ámbito han organizado actividades especiales para dar a conocer sus orígenes, evolución, funcionamiento y las joyas que albergan.

Además, Madrid Otra Mirada se suma este año a la conmemoración del Año Europeo del Patrimonio Cultural y para celebrarlo se ha ampliado por primera vez a los 21 distritos de la ciudad, en sintonía con la política municipal de descentralización de la cultura. 

Museos, teatros, iglesias, parque, jardines, bibliotecas, centros culturales, hoteles, palacios y otros edificios emblemáticos se mostrarán al público a través de visitas guiadas, conciertos, conferencias, talleres o actividades infantiles. Serán tres días dedicados a acercar a la ciudadanía el rico patrimonio cultural y artístico de Madrid y fomentar su protección y conservación.

Los dos principales atractivos de este evento, organizado por el Área de Cultura y Deportes del Ayuntamiento de Madrid, son que ofrece la posibilidad de conocer de primera mano edificios históricos que habitualmente están cerrados al público y que todas las actividades, por segundo año consecutivo, son gratuitas.

 

La estación de Delicias

La nave de las Delicias fue el primero y más amplio espacio diáfano que se construyó en Madrid con una moderna estructura metálica. Posteriormente vendrían las estaciones del Norte, en 1882, y Atocha, en 1892. El proyecto de la estación fue realizado por el ingeniero francés Émile Cachelièvre, quien utilizó las más modernas técnicas constructivas que, por su parte, Henri de Dion había aplicado con gran éxito en la Galería de Máquinas de la Exposición Universal de París de 1878. La armadura de hierro se preparó en Francia, en los talleres de la compañía Fives Lille (constructora del hoy desaparecido Hipódromo de París y, posteriormente, de la estación de Orsay). La firma francesa desplazó hasta Madrid a uno de sus ingenieros, Vasaille, para montar la estación y aquí tuvo la colaboración de varios ingenieros españoles.

Construida como terminal de la nueva línea ferroviaria directa de Madrid a Ciudad Real, se inauguró el 30 de marzo de 1880 y el acto contó con la presencia del rey Alfonso XII y el presidente del Consejo de Ministros de España, Cánovas del Castillo, además de otras autoridades. Sin embargo, la estación no sería utilizada por la compañía constructora, ya que fue absorbida por la de Madrid-Zaragoza-Alicante (M.Z.A.), y como ésta contaba con sus instalaciones de Atocha vendió la estación a otra Compañía recién creada: la de Madrid-Cáceres-Portugal (M.C.P.). A partir de ese momento Delicias se convierte en la estación término de la línea funcionando como una estación con carácter internacional, ya que enlazaba dos capitales europeas, Madrid y Lisboa, con trenes directos y un tráfico mixto, dedicado tanto al transporte de mercancías como al de viajeros.

En 1928, la Compañía M.C.P. fue reconvertida en Compañía Nacional de los Ferrocarriles del Oeste de España y en 1941, al producirse la nacionalización de los ferrocarriles españoles, quedó integrada definitivamente en Renfe.

El cierre de la estación de Delicias tuvo su origen inmediato en la conclusión de los enlaces ferroviarios de Madrid y la nueva estación de Chamartín que liberó de tráfico a la estación de Atocha. Así, el 30 de junio de 1969 dejó de prestar servicio de viajeros aunque la estación permaneció en servicio hasta 1971, año de su clausura.

En 1981 se produce un acontecimiento trascendental en la historia de la estación de Delicias: la resolución de la Dirección General de Bellas Artes, Archivos y Bibliotecas por la que se acuerda tener por incoado expediente de declaración de monumento histórico-artístico a favor de la estación. Tres años después, en 1984, la estación se convertía en la sede permanente del Museo del Ferrocarril.

 

FECHAS: 20 y 21 de octubre de 2018

HORARIO: Visitas guiadas a las 11.00, 12.00 y 12.30 horas

INSCRIPCIÓN: www.madrid.es/mom